Página 4 de 5

BREOGÁN IS IN TOWN!

Esta pasada semana fixemos con DMC GALICIA a presentación desta meiga cidade en nome de TURISMO CORUÑA para os participantes do congreso de traumatólogos SECOT 2016 que se desenrrolou en PALEXCO.

Acompañados dun gaiteiro ataviado con traxe tradicional e monteira, interpretamos a Breogán Pai das nacións celtas e realizamos speech de benvida.

Breogán está caracterizado con zocas de bidueiro, réplica de calzado da Idade do Bronce, realizadas por Alberto Geada, sagum, saia e manto de tartán estilo Gallaecia, broche con cérvido e casco montefortino, inspirandonos nas estatuas castrexas da nosa Idade do Ferro.https://twitter.com/DMCGalicia/status/781096479700217856

Mil Espaine, Cradle of the Celts

Mil Espaine, Cradle of the Celts

CONCURSO DE VOCES CORUÑA.

En el espacio que presenta Pablo Portabales hemos dado pistas esta semana acerca de un lugar muy coruñés, inaugurado en 1927 en los dorados tiempos del alcalde troyano don Manuel Casás: el Salón de Plenos del Palacio María Pita. Enhorabuena al ganador: Eduardo Sanz.https://www.facebook.com/vocescoruna/?fref=ts

 

Empezamos la temporada en Radio Voz

a-radio-conta-2014

Empezamos. En el espacio conducido por Pablo Portabales de Voces de A Coruña, cada día describiremos un monumento-sitio de la ciudad. Cada semana hablaremos de un monumento. Los viernes desvelaremos el lugar del cual hemos hablado.

 

A TORRE DE HÉRCULES. BREOGÁN E A CORUÑA NO UNIVERSO MITOLÓXICO CELTA.

Terei a grande honra de dar conferencia «A Torre de Hércules. Breogán e A Coruña no universo mitolóxico celta» o martes 4 de outubro, ás 17:30 h., na Sede de Afundación, Cantón Grande, organizado pola Asociación Provincial de Amas de casa.breogan-villamisar

Hablamos este martes de «Teresa do demo»

teresa-herrera

Este martes en Radio Coruña-SER hablaremos en nuestro espacio sobre el matriarcado coruñés de una mujer extraordinaria del XVIII coruñés. Ejemplo de mujer de su tiempo, absolutamente con todas las dificultades del mundo. Una luchadora, que también sabrá encontrar tiempo para dar a los demás…

La Belle Epoque y sus protagonistas

herminia-2

Retrato de Herminia junto a su pequinés. Obra de Elena Olmos.

Hoy hablamos en nuestro espacio histórico en Radio Coruña-Cadena SER con Maite González de un personaje apasionante de A Coruña de los años 20. Herminia Borrell Rodríguez-Feijóo. Una de Camariñas que dejó al hombre más rico del mundo, Nubar Gubelkian,  «polo mundo penando». Primera española en disponer de carnet de conducir su flamante Hispanp-Suíza. Historia sin embargo de desenlace triste, pero propio de guión cinematgráfico.

JAIME DE ARBUTHOT CONTRA TOMÁS DE ZUMALACÁRREGUI . DUELO DE CORONELES EN LA PRIMERA FASE DE LA GUERRA CARLISTA

El 25 de junio de 1823 arribaba al puerto de A Coruña el joven Jaime de Arbuthot con pasaporte expedido por el último General en Jefe de la Expedición de Costa Firme Miguel de la Torre. Había pasado en Venezuela persiguiendo a Bolívar largos ocho años y regresaba siendo comandante y con herida de bala ocasionada en los prolegómenos de la Batalla de Carabobo. Arribó a nuestra ciudad en una histórica jornada, en medio del asedio del ejército absolutista francés de los 100.000 Hijos de San Luís. Arbuthnot asistió a la capitulación de la liberal Coruña que pone fín tragicamente al Trienio Liberal[1].

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

Una vez en la plaza, será agregado al 4º Regimiento de Artillería, cambiando de esta manera de arma. Pasará 1824 en este regimiento en servicio ordinario, sin novedad, obteniendo en febrero del 1825 la licencia indefinida, que lo aparta del ejército durante 5 años[2].

El 4º Regimiento del Real Cuerpo de Artillería encarnado por la coruñesa Asoc. Htca The Royal Green Jaquets

El 4º Regimiento del Real Cuerpo de Artillería encarnado por la coruñesa Asoc. Htca The Royal Green Jaquets

Pero en septiembre de 1830 entra de nuevo en servicio en el Regimiento de Navarra 6º Ligero[3] y un mes después ya entra en acción en la frontera navarra con Francia contra el general Espoz y Mina[4], que después del exilio en Londres[5] y París penetraba en territorio español por Vera de Bidasoa para pronunciarse contra Fernando VII con el apoyo de la Monarquía liberal francesa de Luís Felipe de Orleáns.

Aquí yace Juana de Vega viuda del general Espoz y Mina, cuyo corazón se halla aquí.

Aquí yace Juana de Vega viuda del general Espoz y Mina, cuyo corazón se halla aquí.

Durante los próximos dos años Arbuthnot servirá en el Ejército de Observación de Portugal sorprendentemente para reforzar la frontera con la monarquía «amiga» de Miguel I «o Tradicionalista».

Así llegamos al crucial año 1833. El 29 de septiembre muere Fernando VII, y el mundo tradicionalista y defensor de la Monarquía Absoluta se reúne bajo las banderas del hermano del rey muerto, Carlos María Isidro, proclamado Carlos V y tomando las armas. La sublevación cuajará en dos áreas, configurándose sendos frentes: la zona de La Rioja, País Vasco y Navarra, o Frente de las Vascongadas, con el coronel Tomás de Zumalacárregui[6] como figura; y el Frente Oriental o del Maestrazgo, con Ramón Cabrera[7] como líder de las partidas carlistas.

Tomás de Zumalacárregui. Foto sacada de la web del Museo Zumalacárregui http://zumalakarregimuseoa.eus/

Tomás de Zumalacárregui. Foto sacada de la web del Museo Zumalacárregui http://zumalakarregimuseoa.eus/

En octubre de 1833 se proclama a Carlos V y los sublevados de Logroño se unen a las fuerzas navarras de Zumalacárregui.

En el Frente Norte en el primer año de la guerra, 1833, el Carlismo es dominante, con jefes nativos, conocedores de la región y tropas mejor adaptadas al medio y a la táctica de guerrilla, frente a las tropas isabelinas[8]. El coronel Tomás Zumalacárregui es nombrado Jefe del Ejército carlista de Vizcaya y Alava.

Este es el panorama en diciembre de 1833 en el Frente Norte donde Arbuthnot es destacado, participando en dos acciones de manera relevante, pues es ascendido a Coronel, el mismo grado que Zumalacárregui.

1834 es un año muy importante porque desde Madrid prosigue la configuración de un estado liberal de corte occidental, aunque en su versión muy moderada, pero que claramente considera la Monarquía tradicional, a sus reinos y privilegios como cosa del pasado[9]. El 10 de abríl la Regente María Cristina concede la carta otorgada conocida como «Estatatuto Real»[10], y el nuevo régimen liberal busca su lugar en el contexto de las potencias europeas junto a Francia y Gran Bretaña firmando la Cuádruple Alianza. En 1834 también hace el Pretendiente su presencia en España. A comienzos de julio entra Carlos V por el Valle de Baztán[11] y se reúne con Zumalacárregui, Jefe de sus ejércitos del Norte, realizando el Manifiesto de Elizondo[12].

En el contexto del teatro de operaciones, la situación del Frente Norte en el año 1834 es de estancamiento, con la ejecución de acciones limitadas en el espacio y tiempo, incapaces los Carlistas de superar su tácrtca de guerrillas para pasar a ser un ejército de magnitud que pueda exportar la guerra a otros frentes, y con el ejército gubernamental cristino incapaz de realizar progresiones y sufriendo en los montes de Navarra.

En una de estas acciones aisladas, en Olarragoitia, el coronel Arbuthnot es herido por segunda vez[13] en el brazo izquirdo en el día de Santiago 25 de julio.

El 25 de septiembre Arbuthnot participa en el ataque a las importantes plazas carlistas de Zúñiga y Orbizu, a mbos lados del río Esla. Esta es la antesa de la batalla de los Campos de Mendaza trabada en diciembre, donde el regimiento de Arbuthnot bajo las ordenes de los generales Luís Fernández de Córdoba y Marcelino Oráa[14], desbaratan a Zumalacárregui, que debe abandonar el Valle de Berrueza y fortificarse en el Esla, en las plazas mencionadas de Zúñiga y Orbizu. 1834 terminó de una manera dinámica para el coronel Arbuthnot, anuncio de un gran 1835, que asiste a una revisión del gobierno por parte de la Regente.

María Cristina busca nuevos apoyos para su régimen y decide cesar al moderado Martínez de la Rosa[15] y llamar al gobierno al exaltado Mendizábal que practicará políticas antieclesiásticas, como la famosa Desamortización de bienes.

Por parte carlista en 1835 asiste a la necesidad de salir de los montes vascos y navarros y conseguir un puerto de mar adonde podrían llegar las ayudas austríacas, prusianas o rusas. Con ese afán Zumalacárregui procede al ambicioso primer asedio de Bilbao el 10 de junio. Pero el 29 es herido y muere. Esta resultará una pérdida irremplazable para los carlistas, que ahora bajo el mando del general González Moreno, abandonan el asedio bilbaíno para enfrentarse en campo abierto a las tropas cristinas del general Córdoba en Mendigorría.

En este año 1835 también se observa la necesidad de dar un trato más humanitario a los prisioneros y tratar de regular las hostilidades, que habían tomado un cariz descarnado y cruel. Con este fín se firma el Convenio Lord Elliot el 27 de abríl[16].

En cuanto al coronel Arbuthnot, su regimiento es movilizado al Norte navarro, en el sector de los Pirineos, participando en la acción del puerto de montaña de Velate en los inicios de febrero. Allí también vivirá el asedio carlista a la villa de Elizondo, de importancia estratégica y simbólica dado que fué allí donde Carlos V emitió su Manifiesto nada más pisar suelo español. Elizondo había sido fortificado a continuación por los cristinos, y fué sitiado por los carlistas en febrero y marzo de 1835.

En abríl Arbuthnot está presente en la acción del puerto de Baquedano, pero en junio baja del monte para participar junto con su regimiento en el levantamiento del aludido sitio que Zumalacárregui estaba llevando sobre Bilbao.

Después de la muerte de Zumalacárregui el sitio de Bilbao fué abandonado por los carlistas, obligados a batirse contra el ejército cristino del general Córdoba en Mendigorría donde sufrirán un duro revés[17].

Las ordenes de don Carlos después de los desastres de Bilbao y Mendigorría es el repligue y concentración en Estella. En la comarca de esta ciudad se encuentra Arcos, donde se produce una acción en la cual el coronel Jaime de Arbuthnot mereció mención especial y honorífica por parte de Su Católica Magestad Isabel II y en su nombre la Reina Regente María Cristina. A continueción, a finales de septiembre es agregado como coronel del Regimiento de Aragón 2º Ligero.

Con la ofensiva sobre Estella, persiguiendo los gubernamentales al Pretendiente, y con los carlistas en crisis tras la muerte de Zumalacárregui y Bilbao y Mendigorría, se cierra en 1835 la primera fase del conflicto, para dar inicio a una nueva fase protagonizada por las grandes expediciones carlistas de 1836 y 1837.

UN TEXTO DE SUSO MTNEZ. http://guiasdegalicia.com

[1] Supone por lo tanto la caída del régimen constitucional y el restablecimiento del régimen absolutista, aunque matizado, pues Fernando VII no volvió a restablecer el tribunal de la Inquisición, lo que provocó ya el surgimiento de una oposición tradicionalista en torno a la figura de su hermano Carlos María Isidro.

[2] Durante el restablecimiento del Absolutismo, en el período conocido por los liberales como la Década Ominosa, serán frecuentes las depuraciones en el ejército y las denuncias por la actitud del encausado durante el período del Trienio Liberal. A pesar de la hoja de servicios en América, donde actuó incluso con celo reglamentario militar en el sumario promovido por él mismo contra el coronel García de su Regimiento Hostalric por la arenga pronunciada por éste antes de la acción de Vigirima en 1821( Mariano Torrente. Historia de la Revolución Hispanoamericana, pág. 246), el comandante Arbuthnot también tuvo que sufrir un largo apartamiento del servicio de 5 años.

[3] Los regimientos de infantería son de línea o ligeros, conocidos éstos últimos como Cazadores, con el cornatín como emblema. Arbuthnot ya tenía experiencia al haber combatido en Venezuela como capitán y luego comandante de un regimiento de cazadores, el Hostalric.

[4] Uno de los más destacados generales liberales que se opondrá con las armas a la invasión de los 100.000 Hijos de San Luís, siendo Capitán General del Reino de Galicia con sede en A Coruña donde se desposará con la promujer del Liberalismo coruñés Juana de Vega, que llegará a ser haya de la reina niña Isabel II en el período liberal progresista de Baldomero Espartero de 1840 a 43.

[5] Mina se convertirá en una figura del Liberalismo español exiliado en la capital británica, agasajado por la familia real y por los poetas románticos ingleses. William Wordsworth le dedicará su poema Spanish Guerillas. Su corazón yace junto a su esposa Juana de Vega en el cementerio de San Amaro.

[6] Conocido por sus soldados com «Tío Tomás», figura del fenómeno de la Guerrilla española y ejemplo de hombre de armas forjado en la Guerra de la Independencia: complaciente con su gente y feroz hasta el extremo con el enemigo; al igual que Espoz y Mina.

[7] Ex-seminarista que abrazará el Carlismo armado y que pronto se convertirá en una figura mítica, el «Tigre del Maestrazgo».

[8] Diremos mejor «cristinas», puesto que la reina niña está bajo la tutela de la Regente María Cristina.

[9] Estos pasos dados por la Regencia hacen que a los defensores de la Tradición y los fueros no les quede más remedio que abrazar las banderas de don Carlos. En San Amaro yace Evaristo Martelo, autor de «As landras», himno del Carlismo gallego, defensor de las grandezas y privilegios de nuestro antiquísimo Reino, fundiéndose en esta triada: «Deus, Patria, Rei».

[10] La soberanía no reside todavía en el pueblo, sino en su Católica Magestad, que tiene a bien desprenderse de parte de aquella en beneficio del pueblo representado en las cortes, a través de una «carta otorgada»

[11] Establecerá su Corte de campaña en la villa de Zúñiga.

[12] Villa del Valle del Baztán. En este manifiesto se declaraba que «el éxito no es dudoso; un solo esfuerzo y España es libre».

[13] Arbuthnot había sido herido por primera vez en ese brazo el 13 de mayo de 1821 en la acción de Guatire en Venezuela tratando de bloquear la marcha del jefe insurrecto Bermúdez desde Oriente hacia Caracas, movimiento de distracción de Bolívar en los prolegómenos de la decisiva Batalla de Carabobo.

[14] General navarro, de la escuela de Espoz y Mina.

[15] Granadino poeta y dramaturgo romántico. Sus detractores exaltados lo denominaban «Paquito el pastelero».

[16] Este convenio sólo se aplicó en el Frente Norte. No fué así en el frante del Maestrazgo.

[17] El mismo pretendiente don Carlos huirá in extremis a Estella.

El joven teniente Arbuthnot prisionero de Napoleón en la Guerra de la Independencia (1810-1815)

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

En documento emanado por Alexander Cameron y fechado en Edimburgo el 26 de noviembre de 1808, el Obispo de Maximiniapolis y vicario Apostólico en las Low Lands del Reino de Escocia, indica que el joven Jaime Arbuthnot fué alumno del Colegio de Escoceses de Valladolid y nació el 24 de diciembre de 1791[1]. De cuyo bautismo Cameron no duda dado el testimmonio del Misionero de Edimburgo, del padre del niño, el barón e ilustre Guillermo Arbuthnot y de la piadosa y noble abuela de Jacobo.

Se indica también que se envió a España para realizar estudios[2].

El documento fué escrito en latín y traducido al castellano. Da fé de la buena traducción el profesor de lenguas de Valladolid Luís Giráldez en 1827[3].

En la Guerra de la Independencia Jaime de Arbuthnot en 1808 es ya un joven oficial (17 años), Teniente del Regimiento Infante don Carlos, regimiento ligero denominado también Cazadores (con la cornetilla como emblema) que le dará experiencia para América, donde servirá en los Cazadores de Castilla.

En los primeros meses de la Guerra está destacado en los montes de Cantabria, donde el general Bonet controla la columna vertebral de la región en forma de T; Esto es: Desde Santander hacia Oriente (Santaño y Laredo); Desde Santander hacia Asturias (San Vicente de la Barquera); y desde Santander hacia Castilla (con las plazas de Torrelavega y Reinosa).

Este eje estaba amenazado por la presencia del Armamento Cantábrico de Porlier, luego transformado en la División Cántabra, a la izquierda; y las guerrillas de Campillo y navarras de Espoz y Mina. Tanto Porlier como Espoz y Mina yacen junto a Arbuthnot en el cementerio de San Amaro[4].

Juan Díaz Porlier, apodado "el marquesito", al parecer por su afición a soliciatr fondos haciéndose pasar por hijo del prestigioso Marques de la Romana, comandante del Ejército Es`pañol de la Izquierda.

Juan Díaz Porlier, apodado «el marquesito», al parecer por su afición a soliciatr fondos haciéndose pasar por hijo del prestigioso Marques de la Romana, comandante del Ejército Español de la Izquierda.

 

El 19 de Noviembre el teniente Arbuthnot participa en escaramuzas ocurridas a la izquierda de este dispositivo, concretamente en la acción de San Vicente de la Barquera.

En 1809 caerá por primera vez en su vida (no será ni mucho menos la última) preso al ser sorprendido por las tropas de Bonnet en Santander el 26 de agosto. Sin embargo el 29 logra huír incorprándose de inmediato a las banderas de su regimiento.

En los primeros dias de 1810 el Emperador de los Franceses Napoleón ordena a Bonnet avanzar sobre Asturias y tomar Oviedo. Los franceses arrollan las tropas del General Llano Ponte. Esta amenaza obligará a la Junta asturiana a abandonar Oviedo y pasar a Grado. El 31 de enero los franceses entran en Oviedo y el 1 de febrero toman Gijón.

Las ordenes del Ejército Español son ahora fortificarse en el margen izquierdo del río Nalón, mientras la División Cántabra de Porlier trata de maniobrar en ayuda de los asturianos.

Este movimiento de Porlier anima a Bonnet a realizar un movimiento genial que desconcertará a las tropas españolas. Ante su no segura situación en Oviedo, abandona la capital asturiana y retrocede hacia Pola de Siero. El General Llano Ponte cree que los franceses se retiran y muerde el anzuelo avanzando y entrando triunfalmente en Oviedo, mientras las tropas de Pedro de la Bárcena, entre las cuales está el regimiento del Infante del teniente Arbuthnot, persiguen solas a los franceses.

El 14 de febrero las tropas de Bárcena cruzan el puente del Colloto en medio de la nieve y de la niebla. Los franceses atacan y sorprenden totalmente a los españoles. La irresponsabilidad de Llano Ponte hace que Bonnet no solo vuelva a entrar en Oviedo sino que desmantele todo el entramado defensivo del Nalón ocupando también Grado. La resistencia se retira al río Navia, muy cerca de ya la provincia de Mondoñedo en el Reino de Galicia.

En la acción desgraciada del Colloto el teniente Arbuthnot cae prisionero y será trasladado a Francia, o quizás a Flandes, que en ese momento es parte del Imperio. Tenía 19 años. La Guerra de la Independencia se terminará para él. Será liberado en 1815, con 24 años.

UN TEXTO DE SUSO MARTÍNEZ

[1] Fué bautizado según el rito el día después, indicando que en ese tiempo los niños no siempre se bautizaban en iglesias ni se expresaban en los libros de registro

[2] Documentación que se aporta junto a la Hoja de Servicios del Mariscal Jaime de Arbuthnot y Arbuthnot.

[3] Se realizó para su boda en Valladolid con María de los Dolores el 19 de diciembre de 1828.

 

[4] Las cenizas de Porlier en algún lugar de la fosa común y en el nicho de la ilustre promujer coruñesa Juana de Vega, el corazón de Mina. San Amaro.Memoria de un bicentenario. A Coruña, 2012.

EL COMANDANTE DE LA EXPEDICIÓN DE TIERRA FIRME (1815-1823) JAIME DE ARBUTHNOT Y ARBUTHNOT

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

Nace en Edimburgo el 24 de diciembre de 1791, aunque el 30 de octubre de 1803 ingresa en el Insigne Colegio de Escoceses de Valladolid.

En 1807 abandona la carrera eclesiástica y toma las armas.

Durante la Guerra de la Independencia fué prisionero en Francia. Al regreso de Fernando VII a la Monarquía Hispánica se presenta voluntario en la expedición que se estaba diseñando para restablecer la soberanía en los territorios americanos, la Expedición de Tierra Firme.

Se incorpora a la División del Brigadier Pablo Morillo, concentrada en Jerez de la Frontera (10.000 hombres), que tenía como segundo, Jefe del Estado Mayor y Comandante de la Marina, al vizcaíno Pascual Enrile, comandante igualmente de la escolta de 8 navíos que deberían proteger a los 15 transportes de la expedición.

Pablo-morillo

El Conde de Cartagena y Marqués de La Puerta, Pablo Morillo

Se organiza la infantería de la División en 6 regimientos más un batallón libre. Arbuthnot es capitán del Regimiento de Cazadores de Castilla, reformado para la ocasión en Batallón Hostalric (Comandante Pascual del Real).

La misión de la Expedición de Morillo era:

-Restablecimiento del orden hasta el río Darién.

-Tranquilidad de Caracas.

-Ocupación de Cartagena de Indias.

-Asistencia al nuevo Virrey que se nombrará para la Nueva Granada.

Cuando zarpan de Cadiz, Arbuthnot es un joven capitán pero bregado del Reg. Hostalric, de 24 anos. Morillo tenía 38 cuando toma Santa Fé, capital de la Nueva Granada.

El 10 de abríl de 1815 se produce la arribada de la Expedición a Venezuela y se toma La Asunción, en Ia Isla Margarita, sin resistencia. Morillo perdona al gobernador Arismendi y embarca para Cumaná y Barcelona.

Carga de un regimiento de infantería de la Monarquía Hispánica. Óbra de Ferrer Dalmau

Carga de un regimiento de infantería de la Monarquía Hispánica. Óbra de Ferrer Dalmau

Arbuthnot quedará destacado en la Isla Margarita el resto de 1815 y padecerá la sublevación de nuevo de Arismendi. Mientras esto ocurre, Morillo pasa a Nueva Granada desde la base lealista de Santa Marta, donde realiza paradas militares junto a la división nativa de Morales. Regrasará a Venezuela en 1817 ante la amenaza de Bolívar. En la Nueva Granada, Morillo comienzo el famoso asedio de Cartagena de Indias que acabará con un tercio de la población cartagenera de agosto a diciembre de 1815. Tras la Caída de Cartagena, Morillo restablece el orden español tumbando con la Primera República.

Bolívar, por su parte, escapa a Jamaica en 1815 ante la llegada de Morillo.

Mientras termina el asedio de Cartagena, el gobernador Arismendi vuelve a sublevarse en Margarita y Arbuthnot forma parte de la guarnición lealista aislada. Deberán enfrentarse a Bolívar, que llegará a la Margarita en mayo de 1816.

Bolívar pasa al continente para iniciar su Campaña del Centro que debería llevarlo a Caracas. Para ello logra la sumisión de Páez, caudillo de los llaneros de la Guayana, y trata de contactar con la caballería de Zaraza.

En 1817 Arbuthnot y el Batallón Hostalric están al mando del general de la Torre y desde marzo pasan al continente. En diciembre impiden de manera gloriosa la unión de la infantería de Bolívar y la caballería de Zaraza enfrentándose a este último en la Acción de la Hogaza y destrozando 10 escuadrones de caballería en el Llano Alto. El choque fué muy violento, resultando herido en un muslo de la Torre.

Tras este éxito, Morillo, que había regresado de Nueva Granada ante la presencia de Bolívar, decidió explotar el éxito y perseguir al Libertador en una campaña a realizarse en 1818, y dió orden de concentración de tropas en la ciudad de Calabozo, creyendo que Bolívar había perdido capacidad ofensiva sin la caballería de Zaraza.

Pero Bolívar se retira a la Guayana donde ordena una nueva leva general y mes y medio después reaparece ante Calabozo ante el asombro de Morillo.

Al mediodía del 14 de febrero de 1818 Morillo decide retirarse de Calabozo hacia la costa junto con la población y los enfermos lealistas. El Batallón Hostalric forma en el cuadro defensivo en la ardiente sabana llanera, sin la caballería de los Húsares de Fernando VII.

El día después, 15 de febrero, llegan al lugar de la Oriosa donde hay un río, única posibilidad de aguada para ambos contendientes en esos abrasodores parajes. La caballería de Bolívar carga insistentemente y el Hostalric les causa muchas dificultades. Mientras esto ocurre, Morillo sigue la retirada y logra superar los Llanos llegando a zona montañosa en El Sombrero.

En el Sombrero, los insurgentes se lanzan de nuevo con desesperadas cargas de caballería y lograr cruzar el río, pero dos batallones de Morillo contraatacan logrando expulsar a la caballería de Bolívar obligandola a cruzar de nuevo el río en retirada. Se toman en esta acción dos banderas a los republicanos.

Gracias a esta acción, los Húsares de FVII contactan con Morillo provocando la euforia al creer los españoles que aquellos ya estaban fuera de combate.

Con ánimos renovados, el Comandante en Jefe sigue su retirada hacia Valencia, dejando en El Sombrero, en la montaña de Las Cocuísas al Batallón Hostalric de de la Torre que se fortifica con la misión de obstaculizar la progresión de Bolívar. Éste es bloqueado por el Hostalric el 13 y 14 de marzo. Bolívar decide desistir y busca refugio en la villa de Cura.

Al conocer esto, Morillo pasa al ataque y busca caer en tenaza en Cura junto al Hostalric, ahora en persecución.

Pero a la entrada de Cura, en el río Aragua, en La Puerta, se presenta el mismísimo Bolívar con la Legión Británica (batallones ingleses e irlandeses) y la caballería de Zaraza, y cercan a la columna de Morales, el primero en llegar. Morillo acude veloz y realiza una carga heroica que desbarata a los republicanos. En esta acción es atraversado en el vientre y es mal herido.

Al llegar el Hostalric, que no participó en el combate, el general de la Torre toma en mando en substitución de Morillo, que es trasladado a Cura y finalmente, en lancha a través del lago a Valencia, por soldados pardos fieles. La leyenda dice que ordenó respetar las vidas de los presioneros. Morillo será premiado con las mercedes del Condado de Cartagena y Marquesado de La Puerta.

La Torre, aún convaleciente en el muslo por la herida de la Hogaza, se aprestó para la campaña de 1819, que se presumía debía ser decisiva con un Bolívar en retirada.

De la Torre y Morillo, recuperado, consumen todo 1819 tratando de encontrar a Bolívar en los Llanos, que se refugia en Apure. Los republicanos huyen por el Arauca y el Orinico. Finalmente, Morillo decide establecerse en Calabozo como base y su Cuartel General se fija en Valencia. De esta manera, siendo Barinas el teatro de operaciones, se llega al año crucial de 1820, en que Bolívar logra escapar a las dificultades.

El 26 de febrero de 1820 Arbuthnot es ascendido a Teniente Coronel (tenía 29 años),

En mayo llegan noticias procedentes de A Coruña acerca del levantamiento de Riego y del establecimiento de la vigencia de la Constitución de 1812.

Morillo recibe ordenes del gobierno liberal de parlamentar, y en noviembre de 1820 Arbuthnot es ascendido a Comandante.

El 25 de noviembre se firma el Armisticio entre la República de la Gran Colombia y el Reino de España; el 26 el Tratado de Regularización de la Guerra, antecedente del Derecho Internacional, donde se pone fín al período conocido como la Guerra a Muerte.

Finalmente, el 26 de noviembre en Trujillo se produce el abrazo entre Bolivar y Morillo.

El armisticio establecía 6 meses de cese de hostilidades, aunque la ciudad de Maracaibo se sublevará y será anexionada por tropas republicanas grancolombinas de Urdaneta en enero de 1821.

Morillo abandona Tierra Firme y regresa a la Península en diciembre de 1820, y el general Miguel de la Torre asume el mando supremo.

El armisticio dura de noviembre de 1820 a abríl de 1821. Este paréntesis de las hostilidades hace cambiar las tornas y la situación se vuelve insosotenible para los lealistas:

-De la Torre cuenta con 8000 hombres frente a los 20.000 insurrectos.

-La presencia española se extiende por la línea litoral, interrumpida desde enero por la sublevación de Maracaibo.

-La política del nuevo gobierno liberal aísla a las tropas lealistas. La esperada expedición de Riego no llega.

-Los insurrectos amenazan por todo el frente. Bolívar, la caballería llanera de Paez, Urdaneta en Maracaibo, y en Oriente Bermúdez y Arismendi amenazan Cumaná.

Cuando se reanudan las hostilidades en abríl 1821, el Libertador buscará un gran enfrentamiento y concentración de tropas, que logrará en junio en Carabobo.

Bolívar ordena a Bermúdez avanzar hacia Occidente como estratagema para distraer la atención, y el Regimiento Hostalric se presenta para bloquerlo en el pueblo de Guatire. En la jornada del 13 de mayo el Comandante Arbuthnot es herido y hecho prisionero. Será trasladado a la Guaira por los grancolombinos, donde estará recluído dos semanas. Tiene 30 años.

El 26 de mayo de 1821 La Guayra es reocupado por los lealistas y Arbuthnot liberado. Reingresa en su batallón y llegará a tiempo para servir a las ordenes del general De la Torre en Carabobo el 24 de junio de 1821, ¡un mes después de recibir un balazo en el brazo!.

Después de la derrota de la jornada de Carabobo, la orden será el repliegue en Puerto Cabello, último bastión de la Monarquía Hispánica en Venezuela, que resiste las embestidas de los lugartenientes de Bolívar, que se marcha a Perú. Por otra parte, después de Carabobo, Bermúdez entra en Cumaná terminando la resistencia en Oriente.

La derrota motiva el cese de de la Torre y su substitución por el canario Morales.

Sin embargo, en la leal provincia occidental de Coro, Morales logrará hacerse fuerte y no perder capacidad ofensiva. Se realizarán acciones donde participa el Comandante Arbuthnot a finales de 1821, como la ocupación de Vela de Coro, donde Morales ejecuta a oficiales grancolombinos contraviniendo lo establecido en el Tratado de Regularización de la Guerra.

1822 es un año de crisis y de asedio en Puerto Cabello. El comandante Arbuthnot participa en la defensa hasta el 23 de agosto, en que el General en Jefe le expide pasaporte para Cuba. Tenía 31 años. Puerto Cabello resistirá aún más de un año, hasta noviembre de 1823.

El 25 de junio de 1823 Arbuthnot llega a A Coruña y asiste a la histórica jornada del asedio por parte de los 100.000 Hijos de San Luís siendo Capitán General del Reino de Galicia Pablo Morillo, su gran General en Jefe en Venezuela. Morillo será Capitán General en dos ocasiones. Al frente de los 100.000 Hijos llega como abanderado de la restauración absolutista frente al general constitucional el betanceiro Antonio de Quiroga Hermida, pero en el final de Fernando VII, la Reina Regente piensa en él para sustituír al general Nazario Eguía, conde de casa Eguía, que tramaba traer la persona del pretendiente don carlos VII a Compostela para que fuera coronado por el arzobispo Rafael de Vélez en la Catedral. Tanto Eguía, Capitán General, Vélez, arzobispo, y Zumalacárregui, comandante de la base naval de Ferrol, eran en 1832 los estandartes del absolutismo en la Monarquía. Morillo, siendo pues en sus años finales sable del régimen liberal de la Regente, muere en Francia en 1837.

En A Coruña el comandante Arbuthnot será agregado al 4º Regimiento de Artillería.

Jaime de Arbuthnot y Arbuthnot completará una gran hojas de servicio, con acciones heroicas en las Guerras Carlistas. En 1843 será ascendido a Mariscal de Campo y ganará la Gran Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo. Fallece en A Coruña el 16 de junio de 1863 siendo Gobernador Militar de la plaza. El nicho donde yace en el cementerio de San Amaro luce su escudo de armas así como dicha Gran Cruz.

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

Nicho del Mariscal Jaime de Arbuthnot (1791-1863)

 

Una nueva manera de interpretar la historia y las visitas guiadas en la meiga ciudad de A Coruña

The Field of the Honour

The Field of the Honour

En marzo regresamos con las visitas re-enactment de Turismo da Coruña, e ya van cinco temporadas consecutivas. En este lustro, que se dice pronto, pusimos en práctica un modelo novedoso de vivir la interpretación del patrimonio con fines turísticos. Se trata de dar vida a determinados personajes relevantes de la Historia de A Coruña e de Galicia, o bien del ciclo legendario, muy bien documentados, y permitir que sean ellos, con sus variadas personalidades, los que nos muestren los monumentos y ejercen de guías turísticos.

Personajes que son interpretados por guías que se documentan, historiadores, y fanáticos del personaje, que se dejan fagocitar por él durante dos horas, y añadiendo una pasión casi que enfermiza con el fundamento de hacer esta visita igual a ninguna otra.

De esta manera, damos vida a los siguientes personajes:

-MIL ESPAINE. Extraído del ciclo mitológico irlandés. Descendiente de Breogán y padre de los Milesios o bien de la estirpe celta. Explica la mitología celta a los piés de la universal Torre de Breogán o de Hércules, sirviendose de la estatuaria y  paisaje existente en las 47 hectáreas del Jardín de Hércules. Actúa todos los sábados. El arqueólogo Andrés Pena Graña fue el asesor de la vestimenta de la Edad Heroica del Bronce, y el calzado es óbra del artesano mindoniense Alberto Geada.

Breogan had a restless will of counting the stars. And he erected a tower on a rock. Ramón Cabanillas.

Breogan had a restless will of counting the stars.
And he erected a tower on a rock.
Ramón Cabanillas.

-DON EUSEBIO DA GUARDA. Prohombre coruñés que muestra la ciudad de finales del XIX que vió crecer al  adolescente Pablo Picasso, universal artista del siglo XX. Indumentaria extraída del retrato que le realizó el pintor coruñés Gumersindo Pardo Reguera y bastón con cabeza del pájaro tero del Uruguay, réplica del original, y documentación asesorada por el especialista periodista  Rubén Ventureira.

don Eusebio da Guarda nos Cantóns

don Eusebio da Guarda nos Cantóns

-DON MANUEL MARÍA PUGA PARGA, el conocidísimo alcalde coruñés Picadillo, de comienzos del XX, autor de La Cocina Práctica, enseña el palacio municipal de A Coruña y sus tesoros artísticos. Indumentaria inspirada en el retrato que pintó el artista coruñés Manuel Abelenda Zapata.

portada

-MARÍA PITA. Heroína coruñesa defensora de la ciudad en la inglesada de 1589. Guía en la Ciudad Vieja. Indumentaria inspirada en el cuadro de María Pita alférez de infantería del Museo Militar de A Coruña.

-ANTONIO DE HEVIA PUMARIÑO. Cabo de Artillería del período de Afonso XIII. Explica a los turistas la batería artillera del Monte de San Pedro. La guerrera del cabo es original e igual que la que luce el Marqués de San Martín en su retrato realizado por el pintor Román Navarro.

1

-JOHN MOORE. General de Brigada británico, héroe de la Batalla de Elviña. Nos descubre lo acontecido en 1809 sirviéndose del patrimonio del Parrote, Jardín de San Carlos y el Museo Militar. Uniforme inspirado en el retrato del general del pintor Lawrence.

Esta foto é de "Un ano de Voz" do 2014

Esta foto é de «Un ano de Voz» do 2014

-DON FIZ DE COTOBELO. Personaje extraído de la ficción del grande Wenceslao Fernández Flórez. Ánima guía de Santas Compañas de ánimas del Purgatorio. Trata de guiarlas el Alén sirviéndose como escenario el histórico Cementerio de San Amaro, miembro del Itinerario Cultural Europeo.

O anxo de Molina

O anxo de Molina

Esta visita es otra historia. Es hija de los eventos celebrados en 2012 para conmemorar el bicentenario del camposanto. Desde entonces todas las visitas cubriron su tope de plazas, existiendo lista de espera de meses. Probablemente se trata de nuestro mayor orgullo, pues colaboramos en grand medida para poner en valor este panteón de Galicia e del Atlántico. Se trata de algo más que una visita guiada. Es una interpretación del mundo de la muerte en los países celtas que humildemente creemos que nadie debería perderse.

Ya saben, señores, anotense gratuitamente en la Oficina de Información de la Praza María Pita, o bien llamando al número de teléfono 981 923 093.